Caficultores colombianos podrán recibir propinas desde todo el mundo con esta novedosa iniciativa


Muchos caficultores colombianos luchan diariamente por ganarse la vida a pesar de que su país es el principal productor de café a nivel mundial y el producto de alta calidad sigue siendo el favorito por los consumidores en todo el mundo.

El futuro del café Arábiga cayó en mayo a 87,60 centavos por libra, lo que representa su nivel más bajo en más de 13 años, y aunque haya logrado recuperarse ligeramente a alrededor de 96 centavos por libra, el escenario tan grave tiene a algunos agricultores buscando cultivos alternativos.

Esta situación llamó la atención de Crawford Hawkins, un ex administrador de fondos de inversión de Estados Unidos, quien luego de pasar una temporada de trabajo en una finca cafetera de Colombia, se inspiró en una iniciativa que busca ayudar a los productores de café sin ánimo de lucro.

Se trata de la plataforma “Propina”, una aplicación que, como reconocimiento a la gran labor y a los pésimos precios que obtienen los caficultores por la producción del grano, envía propinas provenientes de los consumidores de café de todo el mundo a los caficultores colombianos.

El creador de la iniciativa espera que, a través de su plataforma de propinas, se pueda contribuir a aliviar la carga y los ingresos de los caficultores y que a su vez, los consumidores inviertan en el futuro de las cosechas de café.

La plataforma que fue lanzada en todo el mundo en días pasados, comprende dos aplicaciones diferentes: La primera, que se mostrará a los clientes en iPads en cafeterías y otros lugares, permitirá enviar fondos a los trabajadores de las fincas de donde provienen los cafés.

La segunda aplicación, estará disponible en teléfonos inteligentes y permitirá a los consumidores dar propina directamente al proveedor de su café favorito o contribuir a un fondo general. Así mismo, a través de la aplicación los usuarios podrán realizar donaciones recurrentes y recibir noticias directas de los agricultores.

La iniciativa comenzará inicialmente en una docena de lugares suministrados por los tostadores de Madrid SupraCafé, que abastecen restaurantes y hoteles. La idea es expandirse a gimnasios y espacios de trabajo conjunto y posteriormente a los Estados Unidos.

Según Hawkins, estos aportes serán administrados por el fondo estatal de pensiones de Colombia y garantizarán que los caficultores ganen más dinero, incluso si los compradores no pagaran primas más altas por el producto.

El creador de la aplicación es consiente en que pedir a los consumidores que den una propina adicional al costo del café más la propina para el barista, puede ser algo difícil, pero sostiene que existen suficientes cafeterías especializadas para cultivar esta iniciativa a lo grande y que se podrían recaudar fondos importantes con tan solo una cuarta parte de los clientes que participe.

Fuente: Reuters